Es cierto que a la hora de amueblar nuestra cocina, queremos que sea, grande, funcional y bonita. Evidentemente, el que sea grande, depende de los metros cuadrados que dispongamos para ella. Pero, por muy pocos metros que tengamos, sí que podemos conseguir que sea funcional y bonita.

Para ello sólo tenemos que conseguir la distribución correcta (el famoso “triángulo ideal”) y elegir los muebles que más vayan con nuestras necesidades o gustos.

Y de eso vamos a hablar en este post. De los distintos tipos de muebles que existen en el mercado.

Es cierto, y así nos lo hacen ver nuestros clientes, que cada fabricante llama de distinta forma al mueble que ofrecen. Pero para que todos conozcamos de lo que estamos hablando y las características de cada uno, los dividiremos en cinco tipos. Estratificados, polilaminados, lacados, madera y acero inoxidable. Daremos unas especificaciones muy simples y claras de cada uno de ellos para que los sepamos distinguir, los llamen como los llamen.

Cocina

ESTRATIFICADOS O LAMINADOS de alta presión (HPL) o de baja presión (LPL), son muebles realizados con aglomerado, recubierto con láminas estratificadas. Se distinguen por sus lados canteados (termo-sellados). Son los que conocemos como muebles de Formica o Melamina.

  • Ventajas: Económicos, soportan bien los golpes, durabilidad, fácil limpieza, no se altera el color con el paso del tiempo. Los fabricantes de este tipo de muebles se han puesto al día para poder competir con otras terminaciones y la verdad es que lo han conseguido.
  • Desventajas: Sólo se pueden realizar puertas lisas ya sea en brillo o en mate. Aunque se están integrando algunas terminaciones, tipo madera, que poseen ciertas texturas.

 

POLILAMINADOS o también llamados de PVC. Son muebles fabricados con tablero de DM, sobre el que se aplica una lámina de PVC, por lo que todo está de una pieza, lo que facilita su limpieza.

  • Ventajas: Fácil limpieza, permite las formas y modelados, pueden ser mate o alto brillo, resistente al agua.
  • Desventajas: Son más delicados que los estratificados. Según la calidad del PVC que recubra el mueble, puede alterarse el color con el paso del tiempo y además puede despegarse la lámina PVC con las altas temperaturas. Más caro que los estratificados.

 

LACADOS son normalmente muebles de DM que se lacan con dos manos o tres (según la necesidad), previa una imprimación, quedando unas superficie satinada y una terminación perfecta.

  • Ventajas: permite brillo, mate, satinado, distintas formas y envejecidos, ya sean en puertas de tipo moderno o rústico. Si se alteran o rayan se pueden volver a lacar (aunque se tendrá que hacer por igual a todas las hojas de los muebles).
  • Desventajas: Muy delicadas. Hay que tener cuidado con los golpes y con la limpieza, puesto que se rayan con facilidad.

 

MADERA. Son, como su nombre indica, los que se realizan todos en madera maciza. Pueden ser eternos si se tratan con cuidado

  • Ventajas: Permiten cualquier tipo de forma, se pueden barnizar o envejece o aplicar tintes. Admiten cualquier tipo de madera existente en la naturaleza.
  • Desventajas: Su alto precio. Se debe de limpiar con productos adecuados para la madera, y no utilizar agua de forma diaria.

 

ACERO INOXIDABLE. Quizá sean los más desconocidos, aunque con la tendencia actual, cada vez son más solicitados.

  • Ventajas: Fácil mantenimiento y durabilidad. Combina bien con cualquier tipo de mueble.
  • Inconvenientes: Elevado precio. El uso excesivo del acero inoxidable, puede crearnos cocinas muy frías e impersonales. Tipo cocina industrial.

 

Con estas pautas, podemos hacernos una idea más aproximada de los elementos que tenemos actualmente para crear nuestras cocinas.

ReformaCocina

Depende de cada persona y del uso que haga de ellas, el material que elegirá para amueblarlas

Desde Reformadísimo le ayudamos y orientamos para que su cocina sea un espacio acorde a sus necesidades, esforzándonos en que sea práctica, funcional y bonita.

 

WhatsApp chat