El gresite es un tipo de revestimiento cerámico formado por pequeñas piezas cuadradas, comúnmente conocidas como teselas, que se presentan generalmente en mallas o paneles para facilitar su instalación. Este material se caracteriza por su alta resistencia, durabilidad y versatilidad, siendo muy popular en la decoración de baños, cocinas y piscinas.

Las teselas de gresite suelen estar hechas de vidrio o cerámica, materiales que ofrecen una superficie impermeable y fácil de limpiar, ideal para zonas expuestas a la humedad constante. El gresite de vidrio, en particular, es valorado por su brillo y capacidad para reflejar la luz, creando efectos visuales atractivos y modernos.