Las cocinas lineales han sido especialmente diseñadas para ahorrar espacio. Esta clase de distribución es perfecta para lugares largos y estrechos. Pero, ¿qué es una cocina lineal exactamente y cuáles son sus ventajas? A continuación, te contamos todo lo que necesitas saber al respecto, con el fin de lograr una cocina funcional y eficiente. 

Qué es una cocina lineal y cuáles son sus tipos

Se considera como cocina lineal aquella cuya distribución se realiza en línea. Es decir, las cocinas lineales se pueden desarrollar en una sola pared o en dos paredes contrapuestas. De esta manera, tenemos las cocinas lineales dobles o las cocinas lineales simples con elementos colocados unos detrás de otros. Este tipo de distribución es perfecta para sacar partido a espacios alargados y estrechos. En principio, la explicación de qué es una cocina lineal sería ésta. No obstante, existen otras variantes que pasamos a explicarte:

  • Cocinas lineales con encimera de snack final. 
  • Cocina lineal con mesa final y zona de comedor. 
  • Cocinas lineales con columnas separadas y un espacio adicional destinado, por lo general, a la despensa. 
  • Cocina lineal con barra de desayuno contra la pared. 
  • Cocinas lineales con isla.

La cocina lineal ha sido pensada para ser usada por una sola persona a la vez. El motivo no es otro que la posibilidad de una sola trayectoria en cuanto a los desplazamientos se refiere. Por este motivo, para que esta clase de cocina sea lo más funcional y práctica posible, es necesario establecer una distribución con base en las reglas de ergonomía y flujos de trabajo. Es decir, primero iría la zona de lavado, luego el espacio de preparación de la comida y, finalmente, el área destinada a la conservación de alimentos. En las cocinas lineales dobles este problema desaparece, ya que los flujos de trabajo se simplifican gracias al espacio extra ubicado en la pared contrapuesta. 

Características de una cocina lineal perfecta

Espacio entre elementos

Las cocinas lineales son muy útiles si sabemos cómo sacarles partido. No debemos olvidar que disponemos de un espacio largo y angosto. Es lógico pensar entonces que existen unas distancias mínimas a respetar para que los flujos de trabajo sean óptimos. Por ejemplo, necesitamos 100 cm como mínimo en el caso de que en frente de los muebles de cocina haya colocada una pared. De lo contrario, no podríamos abrir sus puertas. Otra medida a tener en cuenta son los 30 cm mínimo que deben dejarse entre la placa de cocina y los costados de las columnas en el caso de que las hubiera. Esto evitará sobrecalentamientos innecesarios. Para terminar, necesitamos 120 cm mínimo en las cocinas dobles. Espacio que nos permitirá pasar y abrir las puertas de los elementos colocados en ambas paredes sin que estas choquen. 

Espacio en altura

Otra consideración que no podemos pasar por alto a la hora de diseñar una cocina lineal es el espacio en altura. Esto nos permitirá añadir elementos contenedores y muebles colgantes de altura completa o altura aumentada.  Si la cocina es demasiado pequeña, también debemos centrar nuestra atención en ampliar su espacio de manera visual. Esto lo conseguimos por medio de compartimentos y estanterías abiertas, vitrinas, barras portautensilios, etc. 

Iluminación

Por último, no podemos dejar de lado la iluminación de la cocina lineal. Utilizaremos distintos puntos de luz para iluminar bien cada zona de trabajo. El objetivo no es otro que reducir al máximo el tránsito de un lado a otro para poder cocinar adecuadamente. Si las áreas están bien iluminadas la eficiencia de la cocina será mucho mayor. En cocinas lineales muy pequeñas basta con la instalación de un solo punto de luz en el techo. 

Un consejo. Si no quieres romper con la linealidad de tu cocina evita usar muebles con tiradores y oculta la campana. El efecto visual es inmediato. 

Ventajas de las cocinas lineales

Ya sabes qué es una cocina lineal, pero ¿conoces por qué deberías elegir una? La cocina es uno de los espacios más importantes en una casa. Aquí pasamos gran parte de nuestro tiempo. Por este motivo, es fundamental prestar atención a su diseño. Si tu vivienda tiene un espacio estrecho y largo para la cocina, la distribución lineal es perfecta para ti. 

Las ventajas de las cocinas lineales son:

  • Son perfectas para los amantes de los espacios abiertos
  • Se adaptan bien a los espacios angostos, pero también son perfectas para cocinas grandes. 
  • Su diseño es muy adaptativo. Puedes disfrutar de un espacio organizado y sin limitaciones. 
  • Las cocinas lineales son muy versátiles, ya que pueden ser diseñadas con base en las necesidades de cada familia. 
  • Se pueden colocar en el mismo ambiente que un comedor o zona de estar. 
  • En las cocinas lineales lo tienes todo a mano. En las cocinas lineales los electrodomésticos están cerca. La nevera suele estar al principio y el resto ubicados según preferencias personales de cada uno. 
  • En la distribución lineal el espacio está mucho mejor aprovechado. Se pueden colocar armarios, tanto en la parte baja como en lo más alto de la cocina. 
  • Las cocinas lineales tienen una apariencia minimalista que cautiva a todos. Su elegancia permite sacar partido también a las encimeras donde podemos utilizar materiales como granito, acero, madera o concreto puro. 
  • Son fáciles de limpiar
  • Su instalación es sencilla y económica. 

¿Quién puede instalar tu cocina lineal?

Desde Reformadísimo te recomendamos que siempre compares entre varios presupuestos. Busca referencias y opiniones constructivas en Internet y elige a verdaderos profesionales del sector. No te fíes de precios excesivamente baratos. 

Nosotros ponemos a tu entera disposición a un amplio equipo de expertos en la instalación de cocinas lineales. Personas que sacarán el máximo partido al espacio, brindándote recomendaciones para su mejor aprovechamiento. Porque la clave de una cocina lineal perfecta es su correcta distribución. No te dejes engañar y ahórrate problemas innecesarios. Ponte en contacto con nosotros y recibirás un presupuesto adaptado a tus necesidades. Pronto empezarás a disfrutar de todas las ventajas de tu cocina lineal como nunca antes habías imaginado. Un espacio hecho a tu medida para pasar buenos momentos en familia o en solitario cocinando. Apetece, ¿verdad? 

Contenido validado por: Carmen María de la Rubia Cortel
CEO- Directora técnica en Reformadisimo
Abrir chat